Inicio > Experiencia Smc > El SMCFyA y la promoción de procesos de mejora participativos

El SMCFyA y la promoción de procesos de mejora participativos

LA EXPERIENCIA DE LA INSTITUCIÓN EDUCATIVA SAN IGNACIO - BOGOTA

La institución educativa San Ignacio, ubicada en localidad de Bosa de la ciudad de Bogotá, ha organizado una forma innovadora de trabajar para tener como foco de sus procesos de mejora la pedagogía. Una experiencia que demuestra que promover procesos de transformación no solo es posible, sino que también adquiere más sentido cuando se hace de forma participativa y colegiada.

CONTEXTO:

Cambiar un patrón cultural no es una tarea fácil. Las personas se acostumbran a una dinámica, a una rutina y unos roles. Por ello, los procesos de mejora de una institución educativa suelen ser vistos como la tarea que organizan unos pocos, siguiendo una lógica meramente instrumental.  En la institución educativa San Ignacio han hecho una apuesta por transformar la forma gestionar y liderar la mejora. Un sueño que se concreta en la puesta en marcha de un Sistema, que convoca y está abierto a las opiniones y propuestas de todos y todas.  Un sistema pedagógico, democrático y participativo.

PROCESO:

Siguiendo la lógica de fases del SMCFyA, la institución educativa San Ignacio ha promovido y afianzado una forma distinta de hacer las cosas.  Convencidos de la pertinencia de realizar un ejercicio de evaluación integral que tuviera en cuenta la realidad del contexto y que se discutiera de forma colectiva por parte de la comunidad educativa, se han podido construir y promover procesos de transformación, que parten de las necesidades e intereses concretos de las personas que interactúan y viven el día a día de la escuela.  La experiencia de dos ciclos de mejora ha afianzado una forma de actuar que tiene como foco las relaciones que se tejen en la escuela y que por ello, resalta y destaca el valor de la pedagogía.  Quizá, lo más significativo, es que las acciones que se piensan, promueven y realizan, no renuncian a tener como condición infranqueable la participación.

RESULTADOS:

  • Consolidación de espacios de comunicación y reflexión con la comunidad educativa en los que participan no solo docentes, sino también estudiantes, familias y líderes comunitarios.
     
  • Proyección de la institución educativa como referente para la promoción social en la localidad y el sector. Apertura de la escuela a la realidad del contexto, sus intereses y necesidades.
     
  • Cualificación de los procesos de gestión directiva, promoviendo el liderazgo rotativo y la conformación de distintos equipos  líderes de proyectos.
     
  • Institucionalización de procesos de mejora para el perfeccionamiento de las estrategias de planeación de la enseñanza, la promoción de los aprendizajes y la evaluación.
     
  • Promoción de procesos innovadores de convivencia y construcción de ciudadanía con impacto en las formas de resolver conflictos y la construcción de mejores ambientes socio - afectivos.
     

TESTIMONIOS:

“Nos sentimos completamente convencidos de que este ha sido el mejor camino que habríamos podido tomar para cualificarnos de manera integral como  institución de educación popular, porque nos ha permitido aprender sobre nosotros mismos, nuestras potencialidades y nuestras debilidades, pero sobre todo,  a reconocer al otro como parte de la propia mejora, a reconocer en la participación la mejor herramienta de superación  para las comunidades educativas”.

“Qué bueno es entender que  el trabajo organizado, planificado y constante, evidencia resultados  contundentes, que la mejora es posible y que la institución se apropia cada día   más de los sueños que  procesos”.

“El modelo de calidad del Sistema de Fe y Alegría  tiene  su mayor ganancia en alejarse  de   dinámicas acartonadas y sin razón en las que a veces parecen entrar  algunos  modelos de gestión o sistemas de evaluación”.

 “Qué bueno es entender,  ahora sí de corazón, que el error es solo una oportunidad para  comprender, para mejorar, para  cualificarse, para enseñar a otros  a mejorar”.